habla en su lengua

En Perú: Narcoterroristas ‘sembraron’ minas para huir de militares en el VRAE

Publicado: 2012-04-16

El padre de un capitán EP herido en la operación “Libertad” dijo que ese fue el motivo de las tres bajas en fuerzas del orden

Domingo 15 de abril de 2012

(Archivo El Comercio)

(Andina). La liberación con vida de los 36 trabajadores secuestrados durante cinco días, fue posible a que los narcoterroristas se encontraban cercados por las fuerzas de seguridad en la selva de Cusco, aseguró hoy el padre de un capitán herido en la operación de rescate “Libertad”.

Luis Casas, padre del capitán del Ejército peruano José Luis Casas Carrión, aclaró que los subversivos dejaron libres a los rehenes debido al cerco que construyó el Ejército y la Policía Nacional, que “les pisaban los talones”.

Indicó que horas antes se habían registrado enfrentamientos armados y después, aproximadamente, a las 4:00 a.m. del sábado, los delincuentes tuvieron que soltar a los rehenes para poder huir de las fuerzas del orden.

EXPLOSIONES EN LA TARDE

Refirió que los enfrentamientos continuaron y alrededor de las 3 p.m. unas minas antipersonales dejadas por los facinerosos alcanzaron a los integrantes de las fuerzas del orden.

“Las minas fueron colocadas antes de que se retiraran hacia el monte, debido a que se sentían cercados”, explicó a la agencia Andina.

Dijo que producto de estos explosivos murieron dos militares y un policía, y hubo diez militares heridos, entre ellos su hijo José Luis, quien tiene “una pierna rota y la otra afectada”, además de problemas en la vista por las esquirlas.

Casas refirió que los heridos pasarán revisión médica en el hospital Militar en Lima, donde espera poder ver y conversar personalmente con su hijo.


Escrito por


Publicado en